sábado, 12 de mayo de 2012

Dos



Te he buscado en el solar
del alma
cada tarde silenciosa.

 Llegas.

El rumor del viento
dibuja ecos sembrados
de sueños difusos.

A lo lejos,
la lluvia invade
el corazón.

El encuentro se perfila
desgastando un compás
de horas.

Todo calla.

Los cuerpos desnudos comienzan
su marcha,
ansiosos de tanto esperar.

La vida sigue,
mientras un rumor lejano
entona el silencio apretado
de dos…

-------------------------------------------------------------

Hasta mañana, si Dios quiere.

Imagen de Janusz Taras. Gracias

9 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

La vida siempre sigue.
Incluso cuando faltamos.

Besos.

angélica beatriz dijo...

Es así, querido Torito. Por eso debemos caminar a la par de ella.

Un beso.

fgiucich dijo...

La vida, ese contínuo caminar por la existencia. Bello, amiga. Abrazos

angélica beatriz dijo...

Gracias, Fernando querido.

Un beso para ti.

Ricardo Tribin dijo...

Un poema absolutamente bello, sensual, profundo.

RAFAEL H. LIZARAZO dijo...

Que bonito es buscar y encontrar el amor que convierte dos almas en una.

Un abrazo.

angélica beatriz dijo...

Gracias por vuestras palabras, querido Ricardo y Rafael.

Un beso grande para cada uno hasta donde viven :-)

Indra dijo...

calla el mundo cuando dos se aman...
que me encanta como escribes...un besazo.

angélica beatriz dijo...

Y a mí me encanta verte y escucharte y empaparme de tus letras.

Besos, Indra querida.